Angelo Felice: “el fútbol lo es todo para mi”

Cuando apenas comienza a narrar y nombrar todas las cosas buenas que le ha dado y dejado el fútbol en su vida, a Angelo Felice, un profesional que militó en los mejores clubes balompédicos tanto a nivel nacional como internacional, además de aportar sus conocimientos y experiencias fuera del terreno de juego, se le entrecorta su voz, mientras que en sus ojos brotan ligeras lágrimas que expresan simplemente la pasión que tiene y siente por el Deporte Rey.

Para el ex mediocampista de creación del Deportivo Italia, Unión Deportivo Canarias, Caracas F.C., del Cosmos de Nueva York, así como de la Vinotinto en las categorías sub 17 y sub 20, considera el fútbol como el “todo” en su vida.

“Es mi pasión, mi alegría, mi felicidad y mi satisfacción. Con el fútbol pude conocer a mi esposa, viajé por numerosos países. He logrado conocer y hacer muchísimas amistades. Este deporte no me dejó ganancias económicas, pero me ha permitido y me sigue dejando grandes satisfacciones como ser humano. Gracias al fútbol he podido ayudar a instituciones caritativas, a personas de bajos recursos económicos con aportes monetarios, materiales y moralmente”.

Mira también: I ABIERTO DE DIFICULTAD 2015 EN SAN ANTONIO DE LOS ALTOS

El nacido en Caracas hace 54 años considera que el balompié profesional nacional ha evolucionado económica, comercial y logísticamente, pero que a pesar de estos avances, a su juicio, falta mística, entrega, sacrificio y compromiso por parte de sus jugadores.

“Ahora tienen los mejores uniformes y de marca. Además se hospedan en hoteles cinco estrellas, viajan en avión, cobran buenos sueldos, se benefician de la publicidad, pero considero que los jugadores no dejan el corazón en el terreno de juego. En mi época cuando era futbolista profesional, por allá en los 70 y 80, nos hospedábamos en sedes de instituciones dependientes del IND. Nos trasladábamos en autobús, los salarios eran muy bajos, teníamos un uniforme por jugador y muchas veces jugábamos con tacos deteriorados; pero había algo muy importante en cada uno de nosotros, dejábamos en corazón en la cancha sin esperar nada a cambio. Humildemente lo puedo decir, sin nosotros hubiéramos tenido todo el apoyo que reciben actualmente los futbolistas criollas, otra historia hubiera sido”.

Para Angelo, Venezuela seguirá sin participar en un Mundial de Fútbol, porque a su juicio el balompié nacional no está bien estructurado desde sus bases.

RockAventura-facebook-perfil

Atrévete a escalar en Roca

“Yo soy nacionalista y me encantaría que mi país clasificará para el Mundial de Rusia 2018, pero soy realista y lamentablemente no clasificará. Como dije anteriormente, los futbolistas venezolanos actuales tienen todo el apoyo no solo de la empresa privada nacional e internacional sino del Estado, pero la respuesta no ha sido recíproca, los jugadores no han devuelto el apoyo económico, logístico y moral a través de buenos resultados que satisfagan al pueblo venezolano. En esta eliminatoria ahora entra Brasil, es decir, se reduce el cupo lo que hace aún mucho más difícil la clasificación. Ahora cambian el formato del torneo del fútbol profesional, de que sirve eso, qué positivo nos puede dejar este nuevo formato? Lo que es importante y prioritario es construir por lo menos 20 canchas que tanto requiere nuestro balompié. Otra cosa que critico es que la mayoría de los equipos del fútbol profesional son solo eso, equipos, no son clubes que forman desde temprana edad a los futbolistas en unas buenas instalaciones deportivas y que a esos pequeños se les prepare desde esa edad que son atletas profesionales, que se les inculque disciplina y buenos hábitos. Quizás el único equipo que hace eso es el Caracas F.C., sin embargo cuando se ve el primer equipo de los Rojos del Ávila se ve a simple vista que no apuestan por sus canteras, sino que prefiere contratar a otros jugadores ajenos al club, eso no puede ser. Hay que apostar y creer por lo que uno forma, porque sino se deja en vano todo el apoyo, esfuerzo e inversión que se le brinda a esos jugadores”.

La humildad de Angelo se refleja en su forma de ser, amigable y amable, a pesar de la larga trayectoria y de haber obtenido grandes éxitos en el balompié.

“Cuando fui al Cosmos de Nueva York en 1982 conocí a Edson Arante Do Nacimento,Pelé; a Frank Bekembauer. Cuando llegué al club me preguntaron que qué hacía un futbolista joven y venezolano jugando fuera de su país. Ese fue un reto muy duro para mi porque ni siquiera dominaba el inglés, pero pude llegar allí. Pelé y Bekembauer me aconsejaron y me dieron todo el apoyo para poder crecer futbolísticamente. Son muy buenas personas e hice amistad con ellos. Todavía mantenemos contacto a través de correos electrónicos y redes sociales”.